FGC incorpora nuevos agarraderos en las unidades 113 y 114 para mejorar el confort de los viajeros

0
12

Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC) ha instalado asideros verticales en los espacios adyacentes a los pasillos de interconexión entre coches de trenes de las series 113 y 114 de la línea Barcelona-Vallès. Estos nuevos puntos de sujeción verticales permiten mejorar el confort de los clientes durante sus trayectos y facilitan la movilidad de los usuarios por el interior del tren. En total se han instalado 402 nuevos agarraderos distribuidos en 24 unidades de tren, 19 unidades de la serie 113, que circulan por el Metro del Vallès, y 5 unidades de la serie 114, que dan servicio en la línea L7 (Av. Tibidabo). El coste total del material y del montaje de los agarraderos ha sido de 99.000 euros.FGC sinónimo de trenes modernos y confortables El 27 de enero del año 2014 entraron en servicio las 19 nuevas unidades de la serie 113. El 20 de diciembre del mismo año, se incorporaban cinco unidades más diseñadas especialmente para los andenes más cortas de la línea L7 (Av. Tibidabo), las unidades de la serie 114. Con una inversión de 151 MEUR, estas 24 nuevas unidades de tren supusieron la progresiva retirada del servicio de las unidades de la serie 111. Los convoyes de FGC incorporan los últimos adelantos tecnológicos, buscando las mejores condiciones de confort para los usuarios: Longitud y capacidad: trenes de 80 metros, formados por 4 coches construidos en aluminio (60 metros y 3 coches en el caso de las unidades de la serie 114). La capacidad máxima de los trenes es de 780 personas, entre sentadas y de pie. Los trenes de 3 coches tienen una capacidad máxima de 605 personas.

Booking.com